Cuatro mineros mueren aplastados por derrumbe

17

Por razones no explicadas por las autoridades, los derrumbes mineros siguen trayendo desgracia para las familias que buscan ganar dinero buscando oro en los socavones del distrito de Ananea, para ser específicos en la jurisdicción del centro poblado La Rinconada.

Los casos son recurrentes desde hace varios meses, pero sin mayor intervención del Estado, los obreros continúan trabajando y los accidentes se repiten.

En las últimas horas, el drama lo protagonizan cuatro familias de mineros que fallecieron como consecuencia de un derrumbe ocurrido la tarde del domingo en el interior de una contrata minera de la zona.

Esta contrata se ubica en la zona Ritty Pata, sector La Tentadora, donde la geografía hace un difícil acceso para los trabajadores.

Los testigos informaron que los desafortunados mineros realizaban trabajos de perforación y voladura, eso fue aproximadamente a las 15 horas del domingo. Todos se ubicaban en un pilar de sostenimiento (puente), pero luego reingresaron a la zona para seguir con las tareas.

ATRAPADOS. No obstante, por un repentino desprendimiento de rocas quedaron atrapados bajo gran cantidad de lo derrumbado. Uno de ello se salvó de milagro, aunque quedó con lesiones graves por lo que tuvo que se llevado de emergencia a los nosocomios de la ciudad de Juliaca, a unas seis horas de viaje en carretera.

Fueron los compañeros de estos mineros que auxiliaron al herido, también intentaron liberar el resto de cuerpos, pero la enorme cantidad de bloques de rocas les impidió cualquier rescate inmediato.

RESCATE. Tuvieron que comunicar a los efectivos de la Policía Nacional del Perú (de la comisaría La Rinconada) y al representante del Ministerio Público para el rescate respectivo y el levantamiento de los cadáveres.

Pero recién ayer por la tarde, luego de más de 20 horas de trabajo arduo de policías y mineros, finalmente sacaron los cuatro fallecidos.

Para este fin utilizaron sogas, palos, barretas y todo tipo de herramientas para recuperar los cuerpos de los desafortunados obreros.

IDENTIDAD. Los fallecidos fueron identificados como Gilmer Mamani Miranda (25), Mario Collanqui Huarachi (58), Fredy Sucasaca Ramos (40) y Daniel Clever Chambilla Yapo.

Los inertes cuerpos fueron sacados del interior del socavón, uno tras otro, bajo la atónita mirada de los pobladores y el desgarrador llanto de sus familiares.

Una camioneta fue el vehículo utilizado para realizar el traslado de los cuerpos hasta la morgue del centro de salud de esta localidad, para la respectiva necropsia de Ley.

El médico de turno diagnosticó presuntamente muerte por politraumatismo, traumatismo encéfalo craneano grave y otras lesiones.

ANTECEDENTES. Pero este no es el primer caso de derrumbe que termina con muerte de personas.

En La Rinconada, se han registrado al menos tres derrumbes de gravedad en lo que va del año.

Consultado sobre el tema, el director regional de Energía y Minas, Miguel Rodríguez, dijo que están a la espera del informe oficial de los fiscalizadores que han intervenido en la contrata del último accidente.“Vamos a dar información más precisa en cuanto tengamos los informes, esos informes los enviamos a la Dirección General de Minería para que hayan sanciones”, declaró en comunicación con este matutino.

El funcionario adelantó que se están haciendo monitoreos, aunque no fue específico a la hora de explicar las labores de prevención que realizan para evitar accidentes de esta naturaleza. “Hemos tenido reuniones con los mineros de Ananea y La Rinconada para cerrar estas labores, me parece que el último accidente ocurrió en una zona donde ya se había hecho el cierre”, dijo.

SEGURIDAD LABORAL. Es preciso indicar que en el centro poblado La Rinconada no se trabaja bajo un contrato, sino por otras modalidades locales, es decir, el contratista hace trabajar a los obreros y les paga en días libres de extracción , dependiendo de su suerte ganarán más o menos oro. Por tanto, los contratos labores no se dan en un ambiente de informalidad, lo que al final de cuentas podría causar la falta de protección para las familias de los mineros. La DREM dijo que exigirán reparaciones para los deudos.